elcorunio.com.ar
ElCorunio | Noticias de Mar del Plata

El Corunio

Mar del Plata,
La ciudad, hoy:

sábado, 6 de abril de 2013

Malvinas: el emotivo reencuentro entre un excombatiente argentino y otro británico

Lamentablemente las cosas pasaron a mayores: no
aprendimos.
31 años atrás estuvieron frente a frente. 31 años atrás cruzaron miradas de odio. Como en aquel poema de Borges, Lawrence Gordon y Miguel Derrico se enfrentaron una tarde de junio de 1982 en la fría pradera de Goose Green. Una bala tendió a Miguel en el piso y fue Lawrence quien se encargó de el mientras llegaba la asistencia médica que lo trasladó a un buque hospital inglés, desde donde regresó, tras la guerra, primero a Buenos Aires y luego a su Coronel Vidal natal. Gordon nunca había pisado la Argentina continental, pero hace quince días llegó a Buenos Aires en un crucero de visitantes de varios países europeos, algunos de los cuales decidieron una escapada a Mar del Plata armada un poco a las apuradas. Derrico también llegó a nuestra ciudad "de visita y para hacer unas compras". Ni bien nos enteramos de que ambos, por primera vez en 31 años coincidían en el mismo sitio, decidimos reunirlos. Que ambos se fundieran en un abrazo, se volvieran a mirar a los ojos y se contaran tantos años de sufrimiento y desesperación. Fue así que los citamos en un bar céntrico. Miguel llegó un rato antes con su mujer Martha, que tanto lo ha sostenido. Nervioso, recorría con los ojos cada movimiento. Sentados a una mesa sobre la vereda, esperábamos la llegada de Lawrence. Hasta que vimos de lejos su alta aunque desgarbada figura acercándose con una sonrisa. Por un instante pudimos contemplar la mirada de ambos hombres que, casi niños, combatieron una guerra injusta y ajena. Miguel, titubeó unos instantes y luego se puso de pie para recibir a su colega de armas. Por un instante parecía que la guerra, el odio, el dolor, el espanto nunca existen cuando dos hombres de buena voluntad se encuentran.
Lawrence Gordon tomó la iniciativa y abrazó a Miguel. Luego, poniéndole una mano sobre uno de sus hombros, le dijo: "-How do you do? I always laugh when I remember the way we broke your ass this time!!!, ja, ja, ja!-" ("-¿Cómo estás? Siempre me río cuando recuerdo la forma en que les rompimos el culo aquella vez!!, ja, ja, ja!-") La respuesta no se hizo esperar: Derrico tomó a Gordon por el cuello y comenzó un interminable intercambio de insultos y trompadas. Nosotros junto a otros concurrentes al bar en el que estábamos, intentamos separarlos. Sin embargo, la bronca contenida durante 31 años hizo que nuestros intentos fueran en vano.Hasta que nos dimos cuenta de que por primera vez un encuentro entre excombatientes de ambos países terminaba como mas nos gusta. De modo que allí nomás tomamos partido por la Patria y nos sumamos a Derrico en la pelea. Lawrence Gordon se encuentra hoy en el Interzonal con pronóstico reservado, aunque se cree que podrá recuperar la movilidad de sus piernas y ya le sacaron el respirador. Un encuentro sin dudas memorable y emocionante.