elcorunio.com.ar
ElCorunio | Noticias de Mar del Plata

El Corunio

Mar del Plata,
La ciudad, hoy:

lunes, 22 de junio de 2015

Investigación: Juan Pablo Iº y el siniestro plan K para conservar el poder

daniel scioli frente para la victoria
En el más estricto de los silencios, un sórdido plan ya habría sido tramado en los pasillos de la Casa Rosada. Se trata de un magnicidio aún más grave que el de Nisman. Las reiteradas visitas al Vaticano habrían servido para que la primera línea del Frente para la Victoria y los más reservados agentes de inteligencia pudieran tomar conocimiento de los detalles para llevarlo a cabo y delinear el siniestro plan. Una vez más, los K se quedarían con el poder en 2016. La trama ya dio su primer paso: dejar que Scioli sea el candidato del oficialismo. Si el motonauta lograra llegar a la primera magistratura en diciembre, sólo sería presidente por algunos días. Al mejor estilo Juan Pablo Iº, aquel Papa que falleció misteriosamente a los 33 días de su reinado, Scioli moriría a fines de enero de 2016. De esta manera, el stalinista Carlos Zannini, vicepresidente y comisario político K, se haría de la presidencia y ahí si, o emularía a Cámpora, renunciando para llamar a elecciones y que CFK pueda presentarse nuevamente, o ejercería el mandato durante los cuatro años restantes para entregárselo nuevamente a Cristina. Los papers secretos a los que pudo acceder El Corunio son muy claros: Scioli debe morir en función del proyecto, para lograr la impunidad y seguir denostando a los que no piensan igual que ellos. El presidente Scioli sería envenenado con un tipo de sustancia indetectable en necropsias, que se administra paulatinamente, y moriría en forma súbita. Así, el kirchnerismo permitiría a Scioli una muerte nestórica. Zannini juraría por el alma de Scioli continuar "con sus indefinidos ideales", ocupando la primera magistratura del país y continuando con la hegemonía K que nos dejará definitivamente fuera del mundo, sin poder comprar dólares, con los medios en su poder como hasta ahora y con una nueva fantochada que les daría un rictus legal ante aquellos países del mundo que comercian con ellos y que por esa razón, no nos invaden de una vez, como deberían, en parte por miedo a las armas nucleares construidas por el INVAP y que los K ocultarían en Atucha II. Un trabajo arduo y complejo de El Corunio, que ponemos a disposición de legisladores de la oposición y periodistas independientes, en el que hemos arriesgado nuestras vidas, y que expondremos desde ahora ante los más altos organismos internacionales.